Puesto que la ubicación de una caja acústica es extremadamente importante a la hora de determinar el sonido que oye el usuario, hemos integrado un Procesador Digital de Señal (DSP) en los i-deck que ajusta automáticamente el sonido de los mismos basándose en el lugar en que han sido instalados. Este intuitivo proceso tiene lugar de modo automático cada vez que el usuario pone en marcha el i-deck con el interruptor principal, lo que le permite disfrutar en todo momento del mejor sonido posible independientemente de las restricciones de espacio existentes.

Esta tecnología se utiliza en los siguientes productos,: